Diagnóstico de anquiloglosia en el recién nacido.

Escrito por
Diagnóstico de anquiloglosia en el recién nacido.  por luis ruiz

Diagnóstico de anquiloglosia en el recién nacido. por luis ruiz

 

El diagnóstico de anquiloglosia es simple: Si existe dificultad en la movilización de la lengua.

Esto es fácil de observar cuando el frenillo es muy corto y esta fijado desde la punta de la lengua hasta el borde superior de la encía mandibular. Ahí no hay quien dude el diagnostico de anquiloglosia y de frenillo lingual corto.

No obstante las funciones de la lengua podrían ser realizadas mediante adaptación del bebé durante la lactancia aplicando posiciones que permitan la correcta succión y con adaptación tanto del bebé como dela madre. Así hemos podido observar lactancias prolongadas en bebés grandes con anquiloglosia importante con fijación de la punta de la lengua a la encía. Estas excepciones se han dado en madres con gran experiencia en amamantar, con una adaptación en la posición de agarre permitiendo que la poca movilidad de la lengua fuera suficiente para mamar y con una producción de leche muy alta con goteo continuo y reflejos de eyección múltiples. Algunas de ellas han tenido procesos de obstrucción glandular repetidos, grieta y lesiones en el pezón,  abundantes y repetidas  perlas de leche, Síndrome de Raynaud en el pezón, mastitis en ocasiones y cuando bebe ha sido más grande, el aumento de peso que podría  haber sido mayor de lo normal se ralentiza y se estanca más de lo que sería natural.

Para el Recién Nacido, Hazelbaker sugirió unos criterios de valoración del frenillo lingual, mayoritariamente aceptados, que permitían determinar si la anquiloglosia era importante y se podría usar la  frenectomía para la mejora de las funciones. De esos criterios hay dos grupos: Morfológicos y dinámicos. Además hay una serie de síntomas que podrían estar en relación con la anquiloglosia y que en conjunto permiten determinar si es necesaria la frenectomía o no.  En niños mayores la situación es diferente igual que en adultos.

En la consulta de Gavà Salut Familiar hemos decidido adoptar los criterios morfológicos de Hazelbaker y la presencia de los síntomas que se ven en el cuestionario para determinar si se realiza la frenectomía. Asimismo en niños mayores y adultos hemos adoptado el método de Carmen Fernando 

No siempre la anquiloglosia impiden la función de amamantar pero si al explorar la boca del bebé de forma objetiva, la suma de estos parámetros es 8  o menos como proponía Hazelbaker, la frenectomía puede mejorar mucho el cuadro de malestar que la madre del bebé con anquiloglosia puede sufrir, mejorando los síntomas de dolor materno, duración de las tomas, sensación de plenitud del bebé y adecuado crecimiento.

También es posible que otras alteraciones de la boca y del habla que se diagnostican posteriormente sean menos frecuentes si se realiza la frenectomía.

Article Categories:
Artículos · Lactancia y frenillo

Comments are closed.

Translate »